+34 615 92 10 39 [email protected]

Desde que ideamos la realización de Málaga Furniture Fair, en el equipo queríamos hacer un seguimiento sobre algunos de los mejores diseñadores y arquitectos. Mostrar las tendencias que nos han enseñado, algunos de sus trabajos y conocer un poco más de su trayectoria profesional.

Para comenzar queríamos aproximarnos al mundo de Karim Rashid, uno de los diseñadores de mobiliario del momento.. Esperamos que después de leer nuestro artículo, puedan conocerle un poco más.

Diseñador

 

El conocido y afamado diseñador Karim Rashid nació en El Cairo. De madre inglesa y padre egipcio, fue criado a caballo entre Inglaterra y Canadá, siendo en este último país donde se licenció como diseñador industrial en 1982.

Posteriormente, le esperaban MIlán y Nápoles, ciudades en las cuales realizó estudios de postgrado en diseño, dónde empezó a despuntar con una notable creatividad.

Es apasionado, excesivo, radical, hiperactivo. Actualmente, reside en Nueva York, lugar donde tiene su estudio de diseño y materializa a través de él todas las piezas que crea con su desbordante e innata imaginación.

Casado en segundas nupcias con Ivana Rashid y padre de una hija. Es también hermano del famoso arquitecto Hani Rashid.

Hablamos de un mito actual. De un icono en el sector seguido por casi el cien por cien de todos los diseñadores y arquitectos que conocen y respetan su genialidad y cada una de sus obras de arte. Por que hablamos también de un genio que ha roto barreras con sus sensuales piezas de mobiliario llenas de sugerentes redondeces en un sector del mueble y del diseño cada vez más encapsulado con el minimalismo de líneas rectas, llegando Karim experimentar con los tonos más llamativos y estridentes para imprimir un carácter inusual a cada pieza de mobiliario o ambiente que diseña.

En la actualidad, sus productos se encuentran en más de 40 países de todo el mundo.

Karim Rashid es un personaje con un carisma particular que no deja indiferente a nadie a su alrededor. Fetiche del rosa en todas sus versiones y el blanco, únicos colores que utiliza incluso en su vestuario personal llevando al extremo su propia imagen como sello de a romper las normas establecidas. Hablamos de un genio del color, que no le da miedo identidad.

En su tiempo libre, juguetea con el arte, la música y la moda, disciplinas en las cuáles se ha empeñado en dejar su impronta personal a través de sus diseños y arte en todas sus formas.

“Durante largo tiempo, el diseño sólo existía para la élite y para una pequeña cultura insular. He trabajado duro durante los últimos 20 años tratando de hacer que el diseño sea un tema público”

                                                                                                                       Karim Rashid

Por su trayectoria, es un asiduo de la prensa especializada y numerosos medios a lo largo de su carrera se han hecho eco de  sus diseños. También ha tenido más de 12 publicaciones, entre ellas: “Karim Rashid: From the beginning” del 2014.

Al igual que las universidades de arquitectura y diseño de interiores que cuentan con sus conferencias y charlas especializadas que resultan ser de gran valor educativo.

Uno de los pocos que pasarán a la historia también por tener hasta 20 colecciones en activo repartidas en museos tan importantes como el MoMa y Centre Pompidou, etc.

Ganador de numerosos premios internacionales, más de 300 concretamente entre los que encontramos algunos de los galardones más importantes del diseño: Good Design Awards, Red Dog Awards, etc.

En definitiva, un visionario en esta nueva generación de diseñadores.

Design Thinking

La base del término de moda “design thinking” en el sector del mueble y del diseño tanto de interiores, arquitectura o mobiliario, viene con unas normas principales en términos generales y muy concretas para entender en este caso, porqué los diseños de karim, aplicando esta metodología, tienen tanto éxito entre el público en general.

La técnica incide en la empatía con el cliente final, entender sus necesidades y aplicar soluciones en equipo, aportando cada uno sus conocimientos en su propia materia o formación, para que el resultado sea el más adecuado a cada tipo de cliente.

Solucionar problemas, empatizar, creatividad, y capacidad de trabajo conjunto para lograr el éxito en cada uno de sus diseños de muebles, productos, espacios, etc.

Nada vale más que una imagen del estudio de diseño que Karim Rashid tiene en la ciudad que nunca duerme, Nueva York, para darse cuenta de que cada diseñador que trabaja con él da rienda suelta a su creatividad en pro del resultado final.

Un espacio aséptico, lleno de fuerza, casi de otro planeta, que no deja indiferente a nadie con sus colores indispensables que motivan a un equipo entregado en la misión de hacer historia en el sector del mueble y la decoración de interiores.

Por no hablar de las sensaciones que puede producir como cliente, traspasar esa puerta y estar sentado delante de un equipo multidisciplinar, talentoso y creativo que hacen de algo sencillo y común una obra de arte al alcance, hoy en día, de casi todo el mundo.

Mueble de diseño y algo más

Hablar del mueble de diseño, perfumes, diseño de interiores, vajillas, relojes, tapas de alcantarillas para Nueva York, arte, etc es entrar en una especie de dimensión paralela en el mundo del diseño que, es complicado no quedar completamente atrapado en él y lo que es peor…no querer salir nunca de entre sus curvas sinuosas y explosión de color.

Base de su éxito radica en el concepto que tiene para diseñar cualquier pieza sin límites de creatividad, diseñando prácticamente desde un concepto casi virtual, por complicado que parezca entender.

Da forma a un tipo de diseño que va en consonancia con la realidad en la que vivimos, donde el gran público vive a través de las redes, las conexiones online y demandan piezas que los representen en su día a día, con las que se sientan conectados en cierto modo.

Mezclar naturaleza, realidad virtual y minimalismo es un todo en la trayectoria de este diseñador.

Podemos atrevernos a decir que, estamos ante el diseñador de la forma abstracta en la realidad.

Entre sus piezas más representativas de mobiliario está la silla presidente Oh! para la firma Umbra. Una pieza que pese a la década que tiene ya a sus espaldas, sigue siendo un imprescindible en muchas partes del mundo. Galardonada en multitud de ocasiones es un ejemplo de diseño de mueble perfecto, por su ergonomía, con asiento curvado realizado en polipropileno mediante un moderno proceso de inyección, apilable y que se puede encontrar en múltiples colores.

Es un claro ejemplo de “diseño democrático” porque pese a que la diseñó para una compañía de cierto nivel, es ya un artículo que se encuentra en cualquier lugar y a cualquier precio.

Las botellas de perfume Jeu d ´Amour, Kenzo es un ejemplo más de lo alargada que es la sombra de este extravagante diseñador egipcio. Frasco de líneas verticales y oscilantes que transmiten la sensualidad femenina.

La colección Vertex para la firma española Vondom es una de las más llamativas en lo que a diseño de mobiliario se refiere, ya que consta de piezas tipo: silla, taburete, mesa alargada, mesa cuadrada y mesa redonda.

El material utilizado es el polietileno y se pueden encontrar en múltiples colores finales. Sus formas nos recuerdan a los poliedros más futuristas, creando una vez más, esa extraña conexión entre la realidad y lo virtual.

Famosos son también sus sofás de diseño como el aplaudido modelo Ottawa, de líneas suaves y orgánicas, dónde reinventa la funcionalidad del típico sofá en una pieza modular adaptable a infinidad de espacios y situaciones dentro de una misma vivienda o espacio público.

Versatilidad y diseño al servicio del cliente final

También cabe destacar sus diseños en las vajillas de MatCeramica, que van desde los tonos más chispeantes tomando como hilo conductor sus símbolos, hasta los diseños más geométricos.

Y un sinfín de diseños de distinta naturaleza: cuberterías, macetas, paraguas, vajillas, billeteras, perchas, iluminación, revestimientos, discos duros…

Sus diseños marcan un antes y un después y sus trabajos para firmas tan relevantes como: Miyake, Prada, Vondom, Bo Concept, Audi, Coca Cola, Disney, etc, así lo confirman.

Todos quieren trabajar con él y ser tocados por su particular visión del diseño, hasta el punto de que Time lo ha considerado uno de los diseñadores más influyentes del mundo.

 

Diseño de interiores

En el diseño de interiores también encontramos su toque vanguardista, transgresor y casi futurista en espacios como: el Semiramis hotel ( Atenas ) el Marimoto Restaurant ( Philadelphia-EE:UU ) o en diseños tan radicales como una cocina basada en el origami y hasta su propia vivienda resulta una explosión de creatividad y color sin límites con un marcado estilo pop. Y la famosa Komb House.

Seminaris Hotel en Athenas. Los rosas, naranjas, limas, y amarillos combinados con el blanco y negro, son las bases cromáticas de este maravilloso hotel griego.

De fachada blanca sólo manchada por los tonos limas, rompe con el estereotipo de hotel común y nos hace sumergirnos en un mundo onírico tras atravesar sus puertas.

Habitaciones llenas de color y sexys, con cuadros que reflejan de modo vanguardista el cuerpo humano.

Marimoto Restaurant es más que un restaurante japonés. Es una provocación constante a los cinco sentidos, al traspasar sus puertas y sumergirte en el mundo onírico de Rashid.

Con 60m de largo, 7 de altura y 8 de ancho, estructura que el diseñador de interiores ha respetado, se diseñó un local de líneas sinuosas, luz envolvente y un entramado central a modo de reservados que dan cierta privacidad a los comensales del restaurante.

Dispone de una zona más privada a modo de lounge room, desde la cual se puede divisar todo el local.

Su techo, diseñado en bambú sobre una superficie ondulada, acentúa el efecto túnel en todo el local, creando sensaciones distintas en cada uno de sus visitantes.

La llamada Origami Island, se trata de un isla de cocina diseñada bajo la inspiración del origami. Toda una proeza creativa digna de muy pocos.

Blanco sobre blanco, se creó para la firma Amr Helmy Design, realizada de manera íntegra en Corian.

La isla está diseñada para comer, fregar y cocinar y sus formas crean un interesante juego de volúmenes al proyectarse la luz.

Su propia vivienda es un claro ejemplo de la pasión por su trabajo y como él mismo dice:

 “…permite que mire con nuevos ojos y sea crítico de mi trabajo”

                                                                                                                      Karim Rashid

La decoración interior de su vivienda se rodea del blanco más puro como color base y lo mancha con su omnipresente color fetiche, rosa, y con los azúles y negros. Una explosión de color que irradia vitalidad y optimismo en cada rincón.

Tiene toques pop y se puede respirar también cierta tranquilidad en cada rincón.

Para finalizar este repaso por la vida y obra de Karim Rashid, no podemos dejar de hacer mención a la Komb House, una vivienda avanzada y sostenible donde deja constancia de su preocupación en cada uno de sus diseños, tanto de muebles como de interiores, por el medio ambiente y los materiales que utilizamos habitualmente.

Fue una casa-prototipo que diseñó para la XXX Le Marché, la feria del diseño de interiores y mobiliario del Cairo donde recreó en esta instalación de 400m2 cómo sería la vivienda perfecta.

Esta espectacular vivienda tardó cuatro meses en construirse y todo absolutamente fue diseñado por él.
Soluciones ecológicas y tecnología se dan la mano y todos y cada uno de los materiales utilizados fueron reutilizados posteriormente.

A destacar, la parte central de la vivienda que gira en torno a un patio de cultura islámica flanqueado por la piscina y encima, una claraboya que deja pasar la luz y cuando llueve, recoge el agua de lluvia que se filtra en la misma piscina.

Y su sello en cada rincón, en cada objeto y mueble. Nada dejado al azar, todo importa y todo cuenta.

Dicen que es el mejor diseñador industrial y de interiores del mundo en la actualidad.

Nosotros pensamos que, simplemente, es la genialidad de un “loco” al servicio de un mundo cuadriculado, que abre paso con cada diseño e interior a un mundo mejor y más coherente con los tiempos actuales.